La retención fiscal en China

Posted on by

Por Dezan Shira & Associates
Editor: Jake Liddle
Traductor: Lorena Miera Ruiz

En China, la retención fiscal se aplica sobre los ingresos de las empresas que no se han establecido físicamente en China pero que proveen servicios a empresas localizadas en China. Cualquier ingreso derivado de China resultado de dichas transacciones entre entidades extranjeras y negocios chinos está sujeto a una retención, que se deduce del ingreso bruto de la empresa extranjera y está gravado a un tipo fijo del 10 por ciento por las autoridades chinas.

Por lo tanto, es responsabilidad del cliente localizado en China el asegurar que se lleva a cabo la transferencia por el pago de los impuestos a la agencia tributaria. En caso contrario, o de no transferir el monto correcto de acuerdo con la factura, la agencia tributaria local se hará con el pago del impuesto a través del cliente establecido en China, y no de la empresa extranjera.

Related Link IconThe BEPS Action Plan in China and Hong Kong

Según la Ley de impuesto sobre sociedades (2008), los ingresos pasivos de empresas no residentes en China se gravan con un 20 por ciento, aunque el tramo se redujo a un 10 por ciento en la regulación correspondiente para la implementación de la Ley. Este tramo impositivo también se aplica a los dividendos obtenidos por empresas extranjeras derivados de empresas residentes en China. No obstante, los tramos pueden variar según los tratados fiscales existentes entre China y otros países como muestra la tabla siguiente:china-withholding-tax-DTA-spanish

Las políticas de retención fiscal chinas no sólo han cambiado, sino que además se han intensificado en los últimos tiempos. Las empresas sin residencia fiscal en China, con o sin presencia física en el país, así como para aquellas con ingresos que no estén relacionados de hecho con una presencia física en el país, verán como sus ingresos originados en China están sujetos al impuesto sobre sociedades, que incluye ingresos derivados de:

  • Venta de bienes;
  • Suministro de servicios;
  • Transferencias de propiedad;
  • Dividendos y distribución de beneficios;
  • Inversiones de patrimonio;
  • Intereses;
  • Alquileres;
  • Royalties; y
  • Donaciones.

El impuesto sobre sociedades se retendrá en origen, por lo que el pagador actuará como agente retenedor de los impuestos por cada monto de pago en la fecha de vencimiento del mismo. Por lo tanto, la obligación de retención surge cuando se remiten los ingresos o cuando el pagador los acumula como coste o gasto. El cálculo correspondiente para conocer la carga impositiva es el siguiente:

Retención impositiva gravable = Ingresos gravables × Tramo impositivo

En el caso de los dividendos, intereses, alquileres e ingresos por royalties el monto gravable se calcula a partir del monto bruto remitido antes de la deducción de cualquier otro impuesto, incluido los impuestos sobre el valor añadido. No obstante, si el pagador se hace responsable de la retención impositiva y el impuesto sobre el valor añadido, el monto a pagar se tiene que sumar para calcular el monto gravable.

Professional Service_CB icons_2015Servicios profesionales de Dezan Shira & Associates

En el caso de los dividendos pagados al extranjero no se aplica el impuesto sobre el valor añadido. Mientras que, en los ingresos por transferencia de propiedades, el monto de ingresos gravable es el balance de los ingresos totales menos el valor neto de la propiedad. En lo que se refiere a otros ingresos, el monto gravable se puede calcular según la fórmula previamente indicada.

Calcular la carga impositiva

Aunque es común que entidades extranjeras no residentes faciliten servicios a clientes en China o a sus filiales allí localizadas, no siempre está claro si la retención impositiva es aplicable a sus transacciones o no; incluso en los casos en los que es seguro que los ingresos originados en China están sujetos a dicha retención, la base imponible y el tramo impositivo puede que no estén claros.

La ejecución de la legislación en China no es uniforme, por lo que cada caso y cada transacción quedará a la discreción de las autoridades locales. Por lo tanto, el tramo impositivo aplicable sólo se establecerá una vez los funcionarios fiscales hayan completado una revisión de la documentación que demuestre que la empresa no adeuda el pago de ningún tipo de impuestos y haya emitido su decisión final.

Los marcos legislativos fiscales generales sólo establecen una guía, por lo que para estimaciones más precisas hay que conocer el tipo de servicios que proveen las entidades extranjeras. También se recomienda que dichas entidades cuenten con consultores profesionales al determinar la naturaleza de la carga impositiva por sus servicios.

Nota del editor: Este artículo se publicó por primera vez el 22 de septiembre de 2010, y se ha actualizado para incluir los últimos cambios legislativos.

INTRODUCCIÓN A DEZAN SHIRA & ASSOCIATES

Con décadas de experiencia operando en el continente asiático, los especialistas de Dezan Shira y Asociados se encuentran bien posicionados para ayudar a las compañías de habla hispana a superar los obstáculos encontrados y lograr el éxito empresarial no sólo en China, sino en el resto de la región, a través de nuestro Spanish Desk. Para obtener más información, por favor contáctenos en la siguiente dirección: oscar.mussons@dezshira.com

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Dezan Shira & Associates

Meet the firm behind our content. Dezan Shira & Associates have been servicing foreign investors in China, India and the ASEAN region since 1992. Click here to visit their professional services website and discover how they can help your business succeed in Asia.

News via PR Newswire

Never Miss an Update

Subscribe to gain even better insights into doing business throughout the China. Subscribing also lets you to take full advantage of all our website features including customizable searches, favorites, wish lists and gift functions and access to otherwise restricted content.

Scroll to top